Conclusiones



Espacio para compartir el psicólogo que todos llevamos dentro.

Psicología, Sexología, Salud, Educación, Opinión, Humor, Mascotas...





A la moda en boda

Pues me ha dado a mí por hablar de boda, vaya, qué me quiero casar? Eh, quién no se quiere casar? Es un decir. Yo, no me quiero casar. Pero, me casaría, jejeje. A ver, y quien dice casarse, dice pareja de hecho, o dice misa, o dice ayuntamiento. Como tampoco es algo que se me haya planteado OFICIALMENTE, podría hablar del matrimonio así como desde fuera y en opinión según lo que una escucha. Por eso, se me ocurriría decir que desconozco la idea del hecho de las parejas de hecho, que es lo mismo que el matrimonio pero no sé qué de que se tienen menos derechos, o algo así. O ya sí, no sé. O que dos personas, que va y resultan que se quieren pero biológicamente nacieron con el mismo sexo, resulta que no puede ser matrimonio, que puede ser cualquier otra cosa menos esa palabra. Bueno, eso ya que los fieles creyentes del matrimonio, si son del mismo sexo y se quieren casar por la Iglesia, que se lo expliquen al Papa. En fin, cualquier opción tiene sus normas, y por supuesto, las normas se pueden cambiar, es más, deberían cambiar, no es lo mismo hoy que la era antes de Cristo. A ver si ahora el problema va a ser semántico, cuál es el significado de matrimonio? si el problema sólo fuera semántico, verdad? Eso para el que cree en el sacramento, pero para quien sólo cree en el ritual, pues supongo que tiene lo mismo pero con otra palabra. Ahora, los derechos, si dependen de las palabras, entonces todos vamos a querer llamarnos igual, no por la palabra, sino por los derechos. Lógico y normal. De todas formas, ha coincidido así que comente esta cuestión de casarse, y si de rojo y baile nupcial (véase alguna entrada de blog anterior), porque oye, miras alrededor y te vas quedando la última de la fila, que bueno, los últimos serán los primeros: una estará la última en quizás ocurra que te cases, pero seguro que eres la primera objeto de envidia precisamente porque no estás casada. Es otro decir, a ver, quien se casa es porque quiere, más feliz casao que soltero. Pero que da igual, una puede estar soltera y tener pareja. No me digas? jolín, a ver, me refiero a que, sí sí, soltero con pareja es la antesala de casado. Principalmente, pero no es una relación de causa – efecto. Vamos, que en estos tiempos que corren, podemos vivir perfectamente en pecado, jejeje. Menos mal! que no hace falta casarse para quererse, ché. Total, que una habla de boda porque se crió con Disney, básicamente. Pasas de infancia de fantasía, a cruda realidad que perfectamente puede ser que tengas que decirle al amigo igual de soltero que tú “si a los 40 años no nos hemos casado, nos casamos tú y yo”. Pero sólo porque no desvanezca el sueño Disney, es por eso. Y por el viaje de bodas. O sea, la crisis me da, vale, para irme a Valencia, o a Madrid, próximo destino! pero ese Caribe es sólo un decir. Desde luego, se van acumulando los destinos, esperando pasar la crisis, que te crees que será entonces cuando tengas trabajo y ganes lo suficiente y sobrado como para irte al Caribe. Resulta que quizás ahora sea el momento, porque es crisis, pero no es tu momento, vaya por dios. Y como los años pasan y no perdonan, pues te crees que ya eso de tener hijos como que ya no va contigo, y siempre tendrás el resto de tu vida, y de tu dinero, para viajar, por ejemplo. Pero bueno, eso de la procreación y la descendencia, para otro día. Aquí estábamos hablando del momento boda. Y es que eso de la moda, es la moda que se quiera instaurar, lo que a unos pocos interesa que quieren que nos interese a todos, y es que leí hace poco algo como “la moda del destape nupcial”. No se refiere a que los novios hacen un streaptease en su boda, yo siempre estaré a favor del streaptease, pero más bien en la intimidad, yo qué sé, no? así como de tú a tú, de mí pa ti, otra cosa son los espectáculos, para el que no tiene a alguien que se lo baile en la intimidad, jejeje. Que no, que a mí me parece genial todo, no? cada uno, sabrá. Más vale espectáculo que quedarse con las ganas, por eso existen, y que existan, ya ves. Pero no es eso el destape nupcial, y tampoco se refiere a que en la noche de bodas, hablando de intimidad, de tú a tú os marquéis un baile erótico, que estamos en las mismas, estupendo sería. A la moda, a la última moda en fotografías de novias se le llama “boudoir”, la palabra francesa que significa “tocador”. Pues resulta que la mujer se hace una sesión de estudio vestida con sugerentes conjuntos de lencería, y después de la boda le regala el álbum al novio. Tela, bueno, poca tela ;-) Tiene su gracia, no? lo que no entiendo es esa definición unilateral, las fotos se las hace la mujer y se las ofrece al hombre. Ya. Y al revés? Supongo que también vale. No lo mencionaban, pero digo yo que, con lo que nos quedamos, es con la idea, porque, el que seas hombre o mujer y que vaya dirigido a un hombre o una mujer, pues dependerá de quienes se quieren. Vamos, y que no hace falta ni casarse para hacer un regalo así. Yo ahora ya, si me caso, me voy a sentir que los últimos serán los primeros. La historia era mencionarlo, que aquí en el blog también estamos a la moda.

0 comentarios: